17 dic. 2010

Runaway: Los delirios de grandeza de Kanye West y su buen puñado de aduladores.


El señor Kanye “me-tengo-en-alta-estima” West, que se ha liao’ la manta a la cabeza y a experimentar, ala!
Y dirijo yo eh? No me conformo con montarme las películas que me monto, no… yo las plasmo como me da la real gana; que esta en todo su derecho eh? Si si, como lo estoy yo de opinar igual de libremente

Me gusta mucho mucho tener que pararme a pensar un término para denominar a esta obra audiovisual de que os estoy hablando. No es un videoclip por su duración (alrededor de media hora), por sus ocasionales silencios, por las salpicaduras con frases de dudosa utilidad e ingenio; tampoco es una película musical, es un corto musical?

Digamos que es una mezcla rara, y piensas “guuuaaaay”… pero no, a mi el entusiasmo me ha durado poquito, la verdad. De una cierta actitud expectante, positivamente hablando, pasé a reírme en su cara en algunos momentos, eso si, por motivos diversos y más que justificados.




Debo de tener un cable desconectado entre neuronas o algo, a veces lo pienso, esta vez me lo planteo porque sus fans (y no tan fans) califican a la pieza en cuestión de “magnifica obra de arte”…

Que conste que no he comentado nada al respecto antes porque quería ver esta magnificencia con una calidad decente, cosa que me ha permitido la MTV, pero… esto ni en HD.

En fin, el arranque me gusta… hasta que me canso de planos de bambis y cochazo… puf “me aburrrooooo”. Eso si, disfruto de lo lindo porque la pájara le cae encima y le chamusca aunque sea un poquito el bólido…
La pájara, otra cosa igual, es una excusa como cualquier otra para enseñar partes bonitas y sensuales de la anatomía femenina, como en tantos videos…

“First rule in this world baby, don’t pay attention to anything you see in the news”… primera gran frase del “dios”... pues vale.

Un consejo sin mala sangre ni nada, la próxima vez buscate una actriz en condiciones, que a esta pajarita le dan de vez en cuando unos espasmos que me da la risa, otra vez.

Luego esta el grandísimo momento “hay que ver como me encantó La Lista de Schindler" y otros topicazos al uso.




Pero bueno, todo me parece como más bonito cuando a la de las alitas, sacada directamente de un desfile de Victoria’s Secret, para que complicarse, empiezan a retratarla como la incomprendida por su diferencia… lo cogemos Kanye tranqui… no era nada necesario que nos plantases un dialogo de lo más insulso, de esos que te provocan ganas de buscar un botón imaginario de “delete” en el mando de la tele. Aparte, todo esto de yo acojo bajo mi protección a los diferentes, para terminar poniendo a blancos sirviendo a negros, hablando así mal y pronto, me hace preguntarme: ¿tanto hemos avanzado para esto?

Lo último que le sugiero, rapero-de-lo-más-alto-del-podium-según-usted, para la próxima tire de un co-dios si quiere, vamos, alguien que le apunte algunos detallitos sobre dirección.

Como videoclip, no esta mal, tiene bastantes menos imágenes estéticamente agradables que momentos de lo más soporíferos, pero, ¿es que a esto se le llama película?...

Una cosa, la música, deliciosa, eso si. Vamos que se puede seguir dedicando a cantar.


Runaway


Berta F. Del Castillo

2 comentarios:

  1. Buenas, soy Juanma. Te mandé un email. Enhorabuena por el blog. Hablamos, besos.

    ResponderEliminar
  2. Juanma!! Ya he visto el mail en cuanto pueda te contesto con mi lista. Hablamos. Besos

    ResponderEliminar